13/3/15

CRECIENDO CON EL "PORQUÉ".

Es más o menos sobre los tres años cuando los niños pequeños empiezan con el "porqué". Una "cansina" pregunta constante sobre casi todo lo que les rodea.

Su evolución cerebral hace que el mundo en el que viven se llene de interrogatorios y preguntas sobre el por qué de las cosas y quieran respuestas para poder llegar a entender, ya como niños más mayorcitos (ya no son bebés que se conforman con los que se les dice simplemente) aquello que ven y/o manejan.
Como madre de dos, decir que con mi hija casi no tuve "porqués", como cada niño es un mundo sólo hay que adaptarse a su voluntad y ritmo. En cambio con mi hijo ya estamos empezando con "esta etapa de crecimiento" en la que casi todo lo pregunta : desde el querer saber por qué lleva zapatos, hasta por qué un vaso es de un color y no de otro. Una serie de preguntas diarias que en ocasiones no tienen fin. Por experiencia propia, sólo decir que no hay que cortar en seco la respuesta, ellos quieren saber y saber para poder llegar a entender por qué las cosas son como son y no distintas.
Responder tantos "porqués" como sea necesario les hará crecer como personitas y tendrán, quizás, otra prespectiva de lo que les rodea. No ignoremos sus preguntas por muy infantiles o ridículas que nos parezcan, esto no les beneficiará sinó todo lo contrario, crecerán en un seno familiar en el que creerán que ellos no son importantes y sus retrocesos en el aprendizaje serán evidente con el tiempo.

6 comentarios:

  1. Alvaro también está en esa fase y es tan divertido como cansado, jajajaja
    Es su forma de descubrir el mundo y lo que tenemos que hacer es ayudarlos en su descubrimiento.
    Disfrutad de los "por qué".
    Muakkk

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, eso hacemos, contestar y enseñarle a saber.
      Un saludo!

      Eliminar
  2. Esa fase yo la pase con mis sobrinos, todo el día con el porque?? y porque del porque y así hasta que al final ya no sabes ni que decirles..... mi hermana tenía que ir a la biblioteca con el mayor para enseñarle y explicarle las cosas de forma que el entendiese bien, sus preguntas ya eran tan raras que solo sabíamos explicarlo para adultos y no para niños, en serio muuuuy raras, y optamos por acudir a la biblioteca que por esos entonces no estaba internet al alcance de todos.... jajaja Un beso y paciencia.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Paciencia, ya te digo... que divertido esos sobrinos con tanto interés jeje...
      Un saludo.

      Eliminar
  3. Coincido totalmente contigo!!! Siempre hay que resonder a los porques que no son más que el fruto de la curiosidad infantil por el entorno, cosa que va altamente asociada con el pensamiento creativo. Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, eso me parece a mi también. El querer saber y el estar interesad@s con lo que les rodea para ell@s y es muy importante ya que aprenden a base de escuchar y atender.
      Un beso!

      Eliminar